FANDOM


La Batalla de las Ardenas de Saray, Battle of the Saraian Ardennes en ikernés, fue una de las más legendarias batallas libradas por tropas de la actual Federación de los Estados Unidos y una de las más estudiadas, narradas y conocidas de la Historia Universal.

La batalla consta oficialmente de dos fases; el infructuoso asalto por parte de las tropas vereianas a Port Saray y la posterior retirada hacia Control City tras la primera derrota. En su camino hacia la segunda ciudad más poblada de la Federación, las tropas de Boadicea (unos 30 000 hombres cansados, hambrientos y hundidos tras haber fracasado en el asalto a la ciudad portuaria) fueron emboscadas por alrededor de 82 000 soldados[2] del Principado de Saray -que aún no se encontraba del todo bajo el control de la princesa-.

Mientras esto ocurría, los refuerzos de Galaxy -unos 100 000 soldados- sufrieron una nueva emboscada por parte de casi 53 000 soldados sarayanos. El general perdió a 29 769 de sus hombres y recibió la autorización de David para retirarse hacia Control City.

Con Boadicea rodeada y con pocas posibilidades de ganar una batalla contra un contingente casi tres veces superior, y Galaxy demasiado lejos para prestar ayuda, al General David solo se le ocurrió idear un controvertido plan: él y sus 7 500 soldados (los que habían sobrevivido al asalto de Port Saray por el flanco derecho) se lanzarían en formación de cuña contra el cerco enemigo para romperlo por sorpresa y dar una oportunidad al ejército de Boadicea para escapar. La sorpresa fue mayúscula entre las fuerzas sarayanas, y tras el enfrentamiento lograron salir con vida unos 22 000 soldados vereianos.

Pese a que la operación de rescate podría ser considerada como exitosa, la derrota fue evidente y las tropas del Imperio Colonial Vereiano tuvieron que retirarse a Control City a esperar otro nuevo asalto, que llegaría con la Batalla de Severodvinsk el día 11 de tanyano.

Antecedentes

El Imperio Colonial Vereiano llegó a las tierras del actual Principado de Saray en comenzador del año 2. Tras una campaña muy rápida de aseguramiento de territorios, los vereianos, a su pesar, hubieron de retirarse hasta el año siguiente ya que debían continuar su campaña. Antes de irse, el día 1 de finalidor fundaron la villa de Control City en una zona estratégica; entre Principado de Saray, Principado de Aitana y Principado de Tanya.

A su regreso el 17 de palazuelino del año 3, los vereianos se encontraron en una tierra hostil: La Princesa, que en un primer momento había estado de parte de los vereianos, fue arrastrada al bando de los separatistas y sus padres, también partidarios del ICV, apresados. El General David trazó un plan para conquistar los territorios a los nacionalistas y devolvérselos a la Princesa Saray.

La batalla

El asalto a Port Saray

Con unos 375 000 soldados, el Ejército Vereiano al mando de David, Galaxy y Boadicea se adentró en el Principado de Saray y se dirigió hacia el oeste con el objetivo de tomar la ciudad portuaria de Port Saray (entonces llamada Sa-de-sim)

Pese a que el VIII Ejército de Infantería -de 420 000 soldados- esperaba a los generales cubriéndoles las espaldas desde Control City, David insistió en que Galaxy se quedase en la retaguardia con 100 000 de sus hombres para prevenirse ante un posible ataque. La mala suerte se cebaría con el general, cuya idea no era mala. En esa ocasión su plan falló de lleno.

La ciudad de Port Saray había sido blindada por los nacionalistas sarayanos: más de 200 000 soldados guardaban detrás de las murallas, pero esa información era desconocida para el ICV. David y Boadicea además volvieron a dividir el ejército atacante en dos facciones, una de unos 148 000 soldados al mando del general y otra de 127 000 hombres al mando de Boadicea.

Cuando las tropas vereianas comenzaron el asalto a la ciudad, el General David se dio cuenta de su error. Los soldados del ICV mostraban un valor y una moral envidiables, pero David desistió al cabo de 25 minutos. Había perdido a casi 140 000 de sus hombres.

La suerte de Boadicea no fue mejor, pero ella tardó menos en darse cuenta de que la ciudad había sido blindada. Ordenó a sus soldados destruir los puertos del sur -a los que llegaban disparando sus arqueros- e inmediatamente el resto de su ejército emprendió la retirada. Esta arriesgada decisión dejó al ejército de Boadicea sin arqueros, y una última emboscada en forma de contraataque le impidió reunirse con David a la hora acordada. El General emprendió la retirada confiando en que Boadicea lograría escapar.

Mientras eso ocurría, una facción del Ejército Sarayano -las fuentes indican que se trataría de unos 53 000 soldados- atacaron las posiciones del General Galaxy, que, extrañado por la tardanza de los otros dos generales, decidió retirarse tras perder a más de 30 000 soldados.

Los dos ejércitos vereianos -Boadicea con 30 000 soldados y David con 7 500- ahora se apresuraban a huir hacia Control City, tras recibir la confirmación de Galaxy de que el camino estaba despejado. Pero en su huida, soldados de Boadicea se iban a encontrar con una parte importante del Ejército Sarayano, unos 82 000 soldados al mando del Coronel Albert Oblivion.

La Batalla de Las Ardenas

La general vereiana avisó a David e hizo cuentas. Estaba a unos 82 kilómetros de Control City -donde ya esperaba Galaxy- y a unos 30 del ejército de David, que no obstante poco podría hacer -a priori- con menos de 8 000 soldados. Boadicea ordenó cavar trincheras a sus soldados y levantar verjas en formación circular, y esperó a llegar a la llanura de Las Ardenas para ello ya que había llovido el día anterior y el barro dificultaría el avance de las tropas del PSA.

El General David recibió el aviso de Boadicea y, sin pensárselo dos veces, puso a sus hombres en marcha hacia un ejército enemigo más de 10 veces superior. El veterano militar no era ingenuo, y sabía que en una confrontación normal nada tenía que hacer. Así que mandó a un emisario, Phileas Smith, para notificar su plan a Boadicea: entrar en una cuña por el norte del cerco del Ejército Sarayano y, con la confusión generada por la acción, intentar escapar. Yendo las tropas de David a toda velocidad, el encuentro entre los tres ejércitos se produjo hacia las 22:15.

En esta ocasión, la estrategia de David resultó exitosa. Los sarayanos no esperaban un ataque así de una fuerza pequeña pero muy compacta, y los soldados de Boadicea, sí avisados de la treta, aprovecharon la maniobra para cubrir a su comandante la retirada. Las pérdidas pudieron ser más graves. Finalmente en esa jornada se registraron casi 190 000 bajas vereianas por casi 100 000 sarayanas, suponiendo la retirada hacia Control City la derrota vereiana.

Después de la batalla

La Primera Guerra Mundial estalló poco después del enfrentamiento en Las Ardenas. En ella, el Imperio de Pablo y el Reino de Víctor intentaron invadir a sus estados vecinos. Cuando atacaron al Principado de Aitana, el Imperio Colonial Vereiano entró en la guerra y poco después la ganó. Su victoria permitió a los vereianos llenar sus arcas públicas y restablecer su moral, además la Batalla de Gotebörg -más una escaramuza que una verdadera batalla- hizo retroceder a las tropas sarayanas.

En la Batalla de Severodvinsk, el día 11 de tanyano -menos de dos meses después de Las Ardenas-, el ICV recuperó todo el territorio perdido y asestó el golpe de gracia a los nacionalistas sarayanos. Estos reunieron todas las tropas que les quedaban y plantaron cara una última vez en la Batalla de Aghard, pero los vereianos estaban imparables y lograron dos victorias que les sirvieron para conquistar el Principado de Saray y devolver el mando a la Princesa.

Legado

La Batalla de Las Ardenas de Saray, pese a ser una derrota vereiana, posee centenares de memorandos y plazas conmemorativas en la actual Federación de los Estados Unidos. No deja de haber sido una acción épica por parte del General David, y tampoco debe obviarse el hecho de que el error fue solventado apenas dos meses después de ser cometido. Tiene el récord mundial de calles dedicadas a una batalla -a poca distancia de la Batalla de Tournwar- y hasta tiene un videojuego dedicado, el The Worst Day 1. La saga entera son tres escenarios y cada uno recrea las tres batallas que se libraron en la III Internacional en el PSA: Las Ardenas, Severodvinsk y Aghard.

Véase también

Referencias

  1. Según todas las investigaciones actuales del Departamento de Asuntos de los Veteranos federal.
  2. Otras fuentes afirman que eran 200 000 soldados, aunque el actual Gobierno Sarayano afirma que esa cantidad de soldados habría sido imposible de reunir en aquel momento. La mayoría de historiadores actuales acepta que la cifra real de soldados sarayanos oscilaría entre 80 000 y 85 000.
El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.