FANDOM


Aviso
AVISO
Enol García es un artículo inspirado en una persona real.
El artículo no contiene información (precisa) de la realidad,
solamente el nombre y el primer apellido de la persona que lo inspira.

Enol García (en enolés: Енолы Гарсия, "Yenoly Garsiya", Arive, act. Enolva, República de Enol, 11 de enolayano del -37) es el Presidente de la República de Enol, tal y como estipula la Constitución de este país. Es criminólogo y politólogo de profesión. Hasta el 14 de tanyano del año 5 ostentó el título de "Rey Enol", antes de cambiar la REN su denominación a la actual. De hecho, fue el mismo Enol quien propuso e impulsó la modernización en el nombre de su país.

Proviene de una familia humilde, y logró graduarse con honores en la Universidad de la República -cuando su nombre era aún Universidad de Arive-, antes de fundar, con ayuda de un ejército altamente especializado para el año 1, la actual República de Enol.

Nombrado como Rey -denominación que nunca le gustó-, obtuvo una formación militar básica para dirigir al ejército del nuevo país y se alió de inmediato con el incipiente Imperio Colonial Vereiano, lo que le valió el indiscutible apoyo de este país para consolidar su formación e integridad. El General David continúa siendo a día de hoy un buen amigo del Presidente Enol. No así el Emperador Manuel, que decidió traicionar la confianza de ambos mandatarios en el año 4 e iniciar su propia campaña militar abandonando las directrices globales seguidas desde el año 2.

Con una aceptación que ronda el 96% entre los ciudadanos enoleses, es uno de los mandatarios más conocidos y con mayor carisma a nivel internacional, un Grande de la Federación y una de las mayores personalidades de la Alidaim. También es hermano de la Princesa Olaya, a quien regaló un pedazo de territorio que actualmente (tras haberse expandido a costa del Imperio de Manuel) conforma el Principado de Olaya.

La mayoría de las críticas de aliados al Presidente Enol suelen venir de los sectores más conservadores de la República de David. El Partido Republicano Federal le ha acusado en repetidas ocasiones de "no involucrarse lo suficiente con la Alidaim", pero el político hace gala de un buen sentido del humor y casi nunca se toma en serio las críticas de ese tipo. Cuando fue declarado persona non-grata en el Imperio de Manuel, declaró públicamente que "No es mi intención visitar el IMA en los próximos 500 años".

Domina a la perfección siete lenguas: enolés, ikernés, tanyano, luciano, jonyano, onense e ilisiano. Actualmente estudia también el olayano, pese a que en su país este idioma no tiene demasiado peso en las instituciones.

Inicios y estudios

Enol García nació en un barrio de las afueras de la Ciudad Independiente de Arive, actual Enolva, República de Enol, en el seno de una familia de mineros del carbón -industria que luego sería la base del desarrollo de la REN-. Su hermana, la Princesa Olaya, nacería casi dos décadas más tarde, en el -19.

En su libro Los inicios de un obrero habla de sus humildes comienzos, incluyendo su marcha al centro de la ciudad a estudiar criminología.

Revolucionario

García ingresó en el Servicio de Estudios Militares de la ciudad, ayudando a mantener la ley y el orden en una urbe de unos 40.000 habitantes -del año -14-. Harto de la brutalidad que ejercía la policía de la villa, abandonó su cargo e ingresó en la Milicia Revolucionaria Moderna, que pretendía erradicar la corrupción, la brutalidad policial, las persecuciones políticas y la desorganización militar.

Durante diez años, García trabajó para la MRM, aportando conocimientos de campo militar y científico-militar que fueron muy útiles a la organización. En el año -3 fue nombrado Presidente de la MRM, que acabaría por disolverse en el -1 y convertirse en el Partido Comunista de Arive. En ese mismo año, los militares de la ciudad declararon ilegal el partido y empezaron a perseguir a sus miembros. Estos desataron la Revolución de Arive, germen de la fundación de la REN.

Tras unos meses de guerra campal por las calles de la ciudad, los "enoleses" -como se empezaba a conocer a los miembros de la MRM- se hicieron con la victoria y rápidamente empezaron una campaña de expansión de su territorio. Antes de la llegada de los vereianos, los enoleses ya controlaban el territorio que conformaba la REN antes de la independencia del POL y la V Guerra Mundial.

Carrera política

Antes del año 3

El 11 de enolayano del año 1, tras haber consolidado su dominio sobre un extenso territorio, el Partido Comunista de Arive cambió su denominación a Partido Comunista Enolés y proclamó la creación de un nuevo y poderoso estado: el Reino de Enol, actual República de Enol. La Constitución Enolesa fue firmada ese mismo día, y Enol García fue nombrado Rey del nuevo país. A García no le hizo demasiada gracia el tratamiento de "rey", pero lo consideró un título menor asegurando que trabajaría para el pueblo enolés en general y para los trabajadores en particular. Solicitó que nadie se dirigiese a él como "rey", sino como Enol García.

El 18 de enolayano, apenas siete días después de la conformación de la actual REN, el Imperio Colonial Vereiano llegó a territorio enolés. El Rey Enol se reunió con el General David, y acordaron apoyarse mutuamente para fortalecer el desarrollo de sus respectivas naciones. Era la firma de la Alianza Verenol; a partir de ahí comenzó el desarrollo internacional de uno de los países más poderosos del mundo moderno.

El año 2 empezó bien para el nuevo país. A su alrededor comenzaban a formarse nuevos estados, que compondrían un nuevo panorama en la era de la internacionalización. García acudió a la Sede del Vereia un par de veces antes de ir a Ma-de-Cappe por primera vez, firmando estos tres países -IMA, ICV y REN- una triple alianza que rápidamente se consolidó como la más poderosa del mundo en su época.

El 24 de comenzador, Enol García, el General David y el Emperador Manuel se reunieron en En-de-Cappe (nombre que había adoptado la ciudad de Arive a petición de sus ciudadanos) para inaugurar la que sería llamada "Segunda Era Internacional", aunque para la mayoría de estados era realmente la primera.

Y la Era Internacional fue tranquila, próspera y pacífica: no existieron guerras más que las colonialistas de los vereianos. García impulsó junto a David y Manuel la creación de la Unión Internacional, precedente de la Organización de Países Unidos -esta última siendo una organización que no desaparecería hasta el enfrentamiento definitivo del IMA y el ICV en el año 4-. La internacionalización ya era evidente.

García aprobó el envío de suministros a la campaña vereiana por las Central Lands, en la que el Imperio Colonial Vereiano conquistó la mitad del Principado de Saray, gran parte del Principado de Aitana y el sur del Principado de Tanya, dando pie a la formación del Reino de Yeray el 18 de enolayano del mismo año 2. Sin el apoyo enolés, probablemente las campañas vereianas habrían fracasado, y el Reino de Yeray jamás habría existido. La Plaza de la República de Enol, en Yeray, es a día de hoy uno de los mayores símbolos de respeto existentes de un estado hacia otro. Sin embargo el Rey Enol se opuso firmemente a la campaña vereiana por el desaparecido Imperio de Laura y por el Principado de Lydia, sabedor por su propio ejército de la rebeldía y descontrol de aquellos territorios. Todas las investigaciones actuales federales apuntan a que la campaña por el ILA fue un desastre y uno de los gérmenes que hizo prender la llama del anti-federalismo moderno, por lo que los principales historiadores de la Federación atribuyen al Gobierno Enolés el descubrimiento del origen del terrorismo anti-federal.

Un joven político nacido en En-de-sim obtuvo rápidamente la confianza de Enol García: el diplomático Frantz Van der Waals, que a finales del año 4 se convertiría en el Presidente del Gobierno de la REN. Van der Waals trabajó codo con codo con García para modernizar el país, y a finales del año 2 logran aprobar una importante reforma de la Constitución Enolesa que establece por primera vez en la historia el sistema federal -la división del país en 27 sujetos federales-, la división de poderes en ejecutivo, legislativo y judicial y la modernización del ejército. Antes de empezar el año 3, el Ejército Enolés contaba con 600.000 efectivos y era ya el segundo más poderoso del mundo.

El caótico año 3

Enol García asistió casi como espectador a la enorme cantidad de movimientos militares que hubo en el panorama internacional antes de la Segunda Guerra Mundial, incluida la Gran Guerra, que estalló el 30 de palazuelino. El Rey optó por mantenerse neutral, aunque aceptó continuar enviando suministros a los aliados del Imperio Colonial Vereiano. El Imperio de Pablo y el Reino de Víctor perderían la guerra, contribuyendo a unir al resto de los países en torno al objetivo de la paz y la tranquilidad internacional.

Pero las relaciones internacionales se habían dinamizado: ya no había solo un agente que lo dirigía prácticamente todo, sino que había varios estados poderosos que mantenían sus relaciones bilaterales con otros sin necesidad de que el ICV interfiriese en ellas. Los vereianos decidieron centrarse en sus campañas expansionistas por Ilisia y las Central Lands, dejando ligeramente de lado los objetivos de sus alianzas con estados como los desaparecidos Imperio de Laura e Imperio de Paula.

Se desconoce[1] cuáles fueron exactamente las razones, pero el auroday 1 de veranés, en plena III Era Internacional, Enol García firma la declaración de guerra del Reino de Enol al Imperio de Laura, para asombro de la comunidad internacional en general y del Imperio Colonial Vereiano en particular. Los vereianos se apresuran a pronunciarse neutrales, pero García les solicita el envío de 300.000 soldados mediante lo estipulado en la Alianza Verenol año y medio atrás. Era el inicio de la caótica Segunda Guerra Mundial.

Tras dos intensos días de diplomacia y movimientos militares, los frentes se estabilizaron y la situación quedó prácticamente igual a como estaba antes de la guerra, pero con una esencial diferencia: el inicio del largo enfrentamiento del Imperio de Manuel y la República de Enol, que aún persiste en la actualidad.

No obstante, el enfrentamiento aún no era definitivo.

García aprobó también la declaración de guerra al Reino de Miguel el día 14 de ese mismo mes de veranés, sin prácticamente dar explicaciones a la comunidad internacional[2] -solo dijo "Es por venganza". Era el comienzo de la corta "Primera Guerra del Desierto", que no llegó nunca a consumar ningún enfrentamiento militar. El Reino de Miguel solo contaba con la ayuda del Reino de Isabel, mientras que al REN le ayudaban ILA, IEM, PLY, RSA, PAI, el desaparecido Señorío de Javier, el RYE, el IMA y el RCA, cortando un poco las rencillas que les habían enfrentado en la guerra mundial. Pero un gesto torpe del Imperio de Manuel, el envío de una bomba nuclear -la primera de la historia en hacer explosión en terreno enemigo de quien la lanzó- hizo que el ICV condenase la guerra y la amenaza de represalias por parte de los vereianos hizo a los contendientes abandonar. Enol García protestó, pero entendió la postura vereiana y criticó duramente la actuación del ejército del Imperio de Manuel.

El 5 ya de finalidor, el Imperio de Pablo y el Reino de Víctor volvían a intentar conquistar el mundo en la Tercera Guerra Mundial, llegando a las puertas de En-de-Cappe el día 18. La ciudad capituló tras haber sido derrotado su ejército en la Batalla de Fangalote, y García tuvo que escapar hacia el Reino de Carlos junto a Van der Waals y sus familias para no ser tomados como prisioneros. Al día siguiente, en la Conferencia de Ca-de-Cappe, García, del Río, Palazuelo y demás aliados decidieron organizar la defensa del Reino de Carlos, único territorio que les quedaba. La postura vereiana de no intervenir en el conflicto había recibido duras críticas, pero los vereianos no se sentían preparados para un conflicto militar global.

En el asedio de Ca-Cof (21/08/03), Enol García y los demás dirigentes de la Alianza Internacional fueron testigos de una de las mayores batallas de la historia: Tournwar. El Imperio Colonial Vereiano se decidió por fin a intervenir y declaró la guerra al Pacto de Acero -IPB y RVI-, ayudando a defender la ciudad carlense y a todas las personalidades que había refugiadas en el Edificio de la Salvación. La guerra fue ganada pocos días después.

Al mes siguiente, el 12 de nicolaitanés, el Partido Socialista Enolés se hace con la victoria en las elecciones generales de la REN. García aseguró que "unas elecciones limpias demostrarán nuestra lealtad a la democracia ante el panorama internacional".

Pocos días después, el día 25, se reunieron el Emperador Manuel y el -entonces- Almirante David, y el primero le habla del ultraje que cometió el Rey Miguel contra la Duquesa Olaya, hermana menor del Rey Enol. Los dos dirigentes envían al juez Jesús Llamazares el borrador del Acta Olaya, y este la redacta y se la envía a Enol García. Esto desembocó en la Segunda Guerra del Desierto, que terminó el 8 de enolayano con la conquista enolesa del Reino de Miguel y su conversión en el actual Protectorado Enolés.

El 16 de ikernés, para acabar el año diplomático, el Rey Enol pronuncia un discurso ante la Duma Enolesa en el que critica duramente al Reino de Sara, iniciando una crisis diplomática con este país que ya hacía presagiar un movido año 4.

Su ascenso definitivo al panorama internacional: el año 4

El ejecutivo enolés, presidido por García, tuvo tres meses de enfrentamientos públicos con el Reino de Sara, hasta que a principios de comenzador del año 4 el Pacto de Chiesi sarino pareció disolverse y sus integrantes volvieron a la OPU. Pero en veranés los enfrentamientos verbales volvieron y el Rey tuvo que salir a defender los intereses de su alianza, el Pacto de Gaugan.

La IV Era Internacional no fue "ni la mejor, ni la peor" de la historia, según García. Fue tranquila, llena de enfrentamientos verbales y con la única mancha de la Cuarta Guerra Mundial, que supuso el enfrentamiento definitivo del Imperio Colonial Vereiano y el Imperio de Manuel. El Reino de Enol permaneció siempre del lado vereiano, lo que fortaleció a ambos países. La era terminó sin pena ni gloria, igual que el propio año 4, que en sí mismo supuso el final de la Gran Era Inicial de la internacionalización.

El 2 de paulimarino el diplomático Frantz Van der Waals, amigo y mano derecha de Enol García, asciende a la primera línea internacional al ser elegido como Presidente del Gobierno Enolés. Así acabaría el REN el año 4.

Un año triste

El año 5 no empezaba demasiado mal: el 1 de comenzador García es uno de los impulsores de la creación de la Alianza de Defensa y Ayuda Incondicional Mutua, y 10 días después la REN y el RSA solucionan sus problemas y reafirman su lealtad a la recién formada Alidaim. Enol García tenía en mente otra gran reforma, que ejecutó el día 15 de tanyano: el cambio de nombre del Reino de Enol a República de Enol, y su propio cambio de título a Presidente Enol, configurando la primera república de la historia. Pero esta reforma fue rápidamente eclipsada por los terribles atentados del 17-T en los EUV, que conmocionaron a toda la comunidad internacional en general y a la República de Enol en particular.

Los atentados borraron de un plumazo cualquier esperanza de los EUV de ejecutar una acción parecida a cualquier era internacional anterior, por lo que el Presidente Enol y sus aliados -RSA e ILA- se vieron obligados a hacer frente en solitario a un Imperio de Manuel que trató de aprovechar la ausencia vereiana para sustituir a los EUV en el panorama internacional. La firme oposición de García y sus aliados contribuyó grandemente a que la huella vereiana no se borrase del panorama internacional, lo que le valdría el nombramiento posterior como Grande de la Federación de los Estados Unidos.

Cinco días después de los atentados, el día 22 Enol García es uno de los firmantes de la Enmienda Primaria, un documento secreto que pretendía restaurar la calma en unos EUV dominados por el caos y el terror. Pero poco más pudo hacer García por su aliado. No podía hacer otra cosa que limitarse a que la V Era Internacional no fuese absolutamente dominada por el IMA, pero la República de Enol nunca había tenido la voluntad de ser un estado expansionista como los EUV o el IMA, así que se vio incapaz de arrastrar a todos los estados del mundo a "su bando", que no era otro que el de los EUV. Sí lo logró no obstante con algunos de ellos, como el Principado de Nicole o el Principado de Lydia, aunque este último decidiera en la VII Era Internacional abandonar el bando federal definitivamente.

Durante todo veranés y todo ingridiano, la REN actuó prácticamente en solitario como oposición al Imperio de Manuel, que aprovechó para fortalecer sus alianzas y arrastrar definitivamente a estados como el Reino de Izan a su bando político. El 16 de ingridiano los EUV habían obtenido el apoyo del PIK y finalmente la REN obtuvo el respaldo militar que necesitaba para declarar la guerra al IMA, comenzando la Quinta Guerra Mundial. El día 22 el Presidente Enol dirigió en persona a su ejército en la Batalla de la República, que derrotó al IMA e impulsó el final de la guerra -que terminaría al día siguiente, el 23, con la victoria de la Alidaim-. La era terminó como la anterior, sin pena ni gloria, aunque para enolayano la ya Federación de los Estados Unidos se había recompuesto y prácticamente estaba recuperada de los atentados del 17-T.

El 22 de enolayano tiene lugar la II Reunión de Enolayano, entre el Presidente Enol, la Emperatriz Lucía y el General David. Paralelamente a este acontecimiento, que pretendía trazar las líneas de actuación para la VI Era Internacional, Frantz Van der Waals dimite y convoca unas elecciones que gana el renovado Partido Comunista Enolés de Roger Ackroy, actual Presidente del Gobierno de la REN. García aprueba los cambios en el gobierno y vuelve a resaltar la limpieza de las elecciones "en comparación a otras que no parecen tan limpias", en clara alusión al Reino de Carlos.

La recuperación de las relaciones internacionales

La primera acción internacional que realizó el Presidente Enol durante el año 6 fue la condena de los atentados del 12 de eiapisano en el Principado de Ikerne, que conmocionaron a la sociedad enolesa, y también asistió junto a Roger Ackroy a la manifestación del día 13, la mayor manifestación de la historia.

El 3 de comenzador del año 6 daba comienzo oficialmente la VI Era Internacional, entre muchos interrogantes y con la ausencia, entre otros, del Presidente Enol, que empezaba a tener una agenda muy apretada dada la modernización y expansión de la nación.

Durante toda la era, Enol García mantuvo la línea de alejamiento y aislamiento del Imperio de Manuel impulsada por la Federación, que pese a irse recuperando aún no estaba a niveles anteriores al 17-T. Se considera al año 6 como el "inicio de la recuperación", pero no es el año de la recuperación.

El 28 de veranés, el Reino de Carlos agrede diplomáticamente a la REN, y el Presidente Enol ordena su invasión. El gran y especializado Ejército Enolés arrolló a los carlenses, que pidieron ayuda a la Acomu. El 12 de ingridiano estallaba la inevitable Sexta Guerra Mundial, tras la que desaparecieron el Imperio de Manuel, el Imperio de Laura y el Reino de Carlos. Como buen demócrata, García permitió la posterior independencia de todos excepto el ILA con territorios muy reducidos, aumentando enormemente la extensión de la República de Enol y el Principado de Olaya.

Dos meses después, una nueva crisis al terminar la VI Era Internacional desembocó en la Guerra Secreta. Viendo la inferioridad numérica del Reino de Sara, Enol García en persona ordena a la Armada Enolesa ponerse en camino hacia el Golfo de Agios y salvar así al RSA de perder toda su flota. No quiso participar mucho más en la guerra, por lo que solo envió aeronaves a la Batalla de Baltiflore.

El 13 de nicolaitanés García y Ackroy recibían a la Presidenta de la Federación María Castañón en En-de-Cappe, donde presentaban la "Segunda Vía", un proyecto de renovación de la Alidaim que culminaría ya en el año 7 con la Resolución Número 3. El 21 de enolayano acude a la III Reunión de Enolayano en la que el invitado especial fue el Rey Johnny, y el 8 de paulimarino presentó junto a su hermana la Princesa Olaya el olen, la nueva moneda compartida de ambos países tras la ruptura y desaparición del Real Federal.

El 1 de eiapisano del año 7, el primer día del año, García firma con Iván Martínez, Gobernador de la Unión Eiapisa, el Pacto de Novosibirsk en esa misma ciudad, sentando las bases de actuación para la VII Era Internacional.

La VII Era Internacional

La Federación de los Estados Unidos hizo un despliegue propagandístico brutal en las primeras semanas de la VII Era Internacional, colaborando en esos momentos el Presidente Enol y todo su ejecutivo, que veían como las huellas de la desastrosa V Era Internacional se disipaban en el tiempo. La Federación se recuperó completamente, y el día 21 de comenzador el Gobierno Federal invitó a Enol García a dar una conferencia en la Cámara de Representantes de la Federación en la que aseguró que seguiría apoyando la recuperación federal.

Esta era sí estuvo llena de gloria para la Federación, pero ciertos sectores de la República de Enol sintieron que el país había tocado techo y que no podía seguir el ritmo de las relaciones internacionales de la Unión Eiapisa. Fue un final de era para la REN muy por debajo de lo que merecía, con demasiadas ausencias federales en las reuniones con el Gobierno Enolés y viceversa.

García ha asegurado que las relaciones bilaterales con la Unión Eiapisa no se han enfriado, pero es consciente de que su país nunca ha tenido la tradición federal de mantener tan extensas relaciones internacionales.

Entre eras (VII - VIII)

Tras los atentados de Amanda de finalidor del año 7, empezó la Guerra contra los Cyan, pero ni Enol García ni el Ejecutivo Enolés han tomado la decisión de enviar tropas a territorio izaniense o pablés. Sí apoyan con suministros y materiales a las tropas de la Federación que trabajan en la zona.

El Presidente Enol tampoco aclaraba el futuro, porque según él mismo, "nunca sabes qué va a pasar mañana". Continuaba no obstante mostrándose dispuesto a colaborar con la República de David para que la VIII Era Internacional fuera aún mejor que la anterior y superase a la II Internacional. También asistió a la IV Reunión de Enolayano, acercando posturas en Novosibirsk con varios dirigentes mundiales.

La VIII Era Internacional

Durante dicha era, la República de Enol apenas intervino en el panorama internacional. En gran parte fue debido a una fuerte crisis económica, pero también a que las políticas expansionistas de la República de David no eran del agrado de los enoleses. El Presidente Enol dejó claro que la RDV seguía siendo un buen aliado, pero se negó a proporcionar apoyo militar en cualquiera de sus "aventuras" -textualmente-. No asistió a la III Reunión de la VIII Era Internacional, el mayor acontecimiento diplomático de todo el verano, organizada por la Alidaim. Sin embargo, es posible que sí acuda a la V Reunión de Enolayano.

Reconocimientos

El Presidente Enol es una de las figuras más conocidas del panorama internacional actual. Entre sus muchos reconocimientos, están:

Aliados y enemigos

Aliados

Entre sus aliados se encuentran todas las personalidades militares de la Federación de los Estados Unidos, los políticos del Partido Socialdemócrata Federal, los Gobernadores y Representantes de los 24 Estados Federales y muchos jefes de estado y de gobierno extranjeros, tales como su hermana la Princesa Olaya, el Rey Sergio, la Emperatriz Lucía y el Rey Johnny.

Enemigos

Solo la ONLC -y no todos de sus miembros- considera al Presidente Enol García como un enemigo, y está declarado -al igual que el General David y otras personalidades federales- persona "non grata" en el Imperio de Manuel.

Véase también

Referencias

  1. Al menos el Gobierno Federal las sigue desconociendo, casi seis años después de su estallido.
  2. Posteriormente se aclararían las cosas antes de la Segunda Guerra del Desierto.
El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.