FANDOM


Las relaciones exteriores de la Federación de los Estados Unidos son el conjunto de interacciones de este país -y generalmente también de los estados que lo componen- con el resto de naciones del mundo. Es importante destacar antes de nada que muchos Estados Federales tienen buenas relaciones diplomáticas con estados que las tienen malas con otros; como es el ejemplo del Principado de Lydia -que mantiene unas excelentes relaciones con el Principado de Aitana o el Principado de Elisa y ninguna con la República de David o el Principado de Yenay-. Por eso entraña una gran dificultad hablar de las relaciones diplomáticas de la Federación en su conjunto.

En cualquier caso, se considera que en la actualidad la Federación en su conjunto mantiene buenas relaciones internacionales con la mayoría de países del mundo. Un puñado de países como el Imperio de Manuel, el Reino de Jessica o el Imperio de Izan, solo tienen relaciones diplomáticas con uno o dos de los 25 Estados Federales.

Tradicionalmente, las relaciones internacionales del país estaban lideradas por la actual República de David. Esta situación comenzó a cambiar con la federalización: el día 13 de sarino del año 5 los Estados Unidos Vereianos dieron más libertad a todos sus estados y estos restablecieron sus relaciones internacionales por separado. A finales del año 11, hay muchos estados federales que mantienen relaciones diplomáticas con estados con los cuales la República de David no posee relaciones[1], o estas son prácticamente inexistentes.

La Federación tiene embajadas en la práctica totalidad de los estados del mundo (véase: Embajadas Federales)

Establecimiento de relaciones

Si el Gobierno Federal decide que un estado está capacitado para mantener relaciones con la Federación, históricamente ha sido quien ha solicitado primero la apertura de una embajada allí. La embajada más antigua del mundo es la que aún posee la República de David en el Principado de Sara. El estado con el que la Federación vaya a establecer relaciones no debe incumplir de manera flagrante el Código Civil federal, debe estar considerado por la Alidaim como estado no contrario a sus intereses y debe haber expresado de alguna manera su intención de establecer relaciones.

Lista de estados y sus relaciones con el Gobierno Federal

Estos son los estados del mundo y su relación con la Federación de los Estados Unidos, ordenados de igual manera que se ordenan en la Alidaim. Los Estados Federales mantienen relaciones a su vez con el gobierno central y entre ellos mismos, aquí también se recogen las que mantienen con el gobierno de Eiapisa.

Estados Federales (relaciones interiores)

República de David

Dado su estatus como estado más poderoso del mundo y aún considerado por la mayoría de los estadistas como el estado líder de la Federación, la República de David aloja la sede del Gobierno Federal y las relaciones entre este y el Gobierno Irikense son más que cordiales.

Principado de Paulita

El Principado de Paulita es el estado que viene a confirmar la regla de que la Federación de los Estados Unidos no es solamente la República de David. Siendo junto al POL el único estado federal que limita con la RDV, esta última depende de su apoyo para no quedar aislado con respecto a los demás estados federales. En la actualidad y ya desde hace varios años, la economía de la RDV no es tan autosuficiente como antaño, y podría resentirse gravemente por un cambio de rumbo en el PPL. Una ligera crisis de gobierno a mediados de ingridiano del año 8 provocó que el PPL desapareciera con antelación de la Era Internacional. Pese al fracaso de la Operación Unity durante el año 9, el regreso durante los años 10 y 11 de la República de David al panorama internacional -especialmente durante el año 11- constató la voluntad paulitina de permanecer en el bando más pro-federal de la nación.

Principado de Saray

El Principado de Saray es un estado que no posee apenas relaciones internacionales. Durante la VIII Era Internacional, en lo que fue el primer y uno de los últimos intentos serios de hacerlo, la República de David se vio incapaz de colaborar a una posible mejoría de las relaciones internacionales sarayanas. El año 9 fue un desastre para la diplomacia irikense, y tras los atentados del 26 de veranés, la RDV se vio incapacitada para ayudar a la diplomacia sarayana. Sin embargo, el 7 de veranés del año 11, en plena Operation One Month, el Principado de Saray alzó de nuevo la voz para consolidarse como un Estado Federal Fundador y mantenerse en el lado de RDV y PPL gracias al gobierno de Rosana Llaneza.

El PSA siempre ha apoyado al Gobierno Federal y en la actualidad se considera al estado como una de las locomotoras del país.

Principado de Nicole

Al contrario que su vecino el Principado de Saray, el Principado de Nicole es un estado con unas amplias relaciones internacionales. El Gobierno Nicolés siempre ha sido un aliado del Gobierno Federal, y el PNI es otra de las locomotoras de la Federación, especialmente en términos diplomáticos. Sin embargo, solo la firmeza diplomática de personas como Patrick Brennan ha logrado que el estado se mantenga en el bando más pro-federal del país, ya que durante los años 10 y 11 apenas participó en reuniones de la Alidaim. Siempre que pudo, no obstante, sí que lo hizo.

Imperio de Eva

Es uno de los estados más identificados con los ideales federales, por lo que es también uno de los que mejores relaciones tiene con el Gobierno Federal. Dentro del propio estado jamás ha existido ningún tipo de oposición a la Federación. Pese a que los demócratas mantienen el gobierno, se le considera un estado de costumbres conservadoras, entre las que se encuentra un espíritu nacionalista federal envidiable por otros estados.

Principado de Adriana

Es el único estado del mundo que queda en la actualidad fundado íntegramente sobre una colonia. Su historia es muy antigua, pero dado que fue fundado por el Imperio Colonial Vereiano, no tiene ningún problema con el Gobierno Federal. Es uno de los estados más comprometidos con la Federación y el encargado de la seguridad militar de las Cated Lands. Mantiene reuniones periódicas con el gobierno de Eiapisa, al contrario que otros estados como el PAU o el PPA.

Principado de Iris

Es uno de los estados fundadores de la Federación de los Estados Unidos, pero su Guerra Civil provocó una de las mayores crisis que ese país recuerda. Tras la firma definitiva de la paz, el 3 de finalidor del año 11, la fiesta se apoderó del estado. Pese a que no acudió a la VIII Reunión de Enolayano, fue la primera vez en la historia en la que pudo haberlo hecho; una victoria considerable para el gobierno del activista Nigel Johnson.

Principado de Aurora

Las relaciones del gobierno central con el Gobierno Aurorino son muy cordiales, pese a que el estado abandonó la primera línea de la escena internacional hace varios años. Su extremo desarrollo humano y la fortaleza de su economía hacen del PAU uno de los territorios insustituibles para la Federación, al igual que el Principado de Paula. A finales del año 11, la República de David se encontraba urdiendo un plan de acercamiento diplomático al estado, el primero desde hacía más de ocho años.

Principado de Paula

Como el Principado de Aurora, el Principado de Paula abandonó la escena internacional hace ya varios años. Nunca existió una gran oposición a los federales en el estado, y actualmente mantiene una cordial relación con el gobierno de Eiapisa.

Reino de Yeray

El Reino de Yeray es otra de las potencias diplomáticas de la Federación. Dado que gran parte del poder del país se concentra en sus relaciones diplomáticas, el RYE había sido tradicionalmente considerado el tercer estado más poderoso por el Gobierno Federal, tras la República de Ikerne y la República de David. El fortalecimiento del Imperio de Amanda y el decaimiento de las relaciones entre Eiapisa y Yeray en los últimos dos años ha provocado la bajada del RYE al cuarto puesto en casi todos los análisis.

Principado de Aitana

Durante la VIII Era Internacional, el Principado de Aitana sufrió una gran crisis diplomática que a punto estuvo de apartarlo definitivamente de la Federación. Para cuando los conservadores lograron volver a tomar el control, se encontraron a su partido dividido, al igual que a la población del estado, y un rechazo a la USF considerable en las calles. El año 9 fue bastante malo para la diplomacia aitanesa, y durante el año 10 no se logró ni siquiera configurar una reunión efectiva entre Eiapisa y Aitana. Sin embargo, durante la Operation One Month del año 11 sí, y esta mostró que -sorprendentemente incluso para las autoridades federales- el Principado de Aitana deseaba permanecer del lado de la Federación y seguir siendo un buen aliado de los irikenses.

República de Irune

Las relaciones de la RIN con el Gobierno Federal y con todos los Estados Federales no son de las mejores. El Partido Nacionalista Irunés exigió una mayor autonomía para la República de Irune, pero los demás estados se negaron a hacer concesiones. Sin embargo, los atentados del 26 de veranés del año 9 cambiaron las tornas: el PNIRU se desmoronó durante el año 10 y la primera mitad del año 11, habiendo quedado en muy mala posición para encarar las elecciones del año 12. Las relaciones entre Irune y Eiapisa son muy cordiales y activas.

Principado de Elisa

El Principado de Elisa es una potencia económica y uno de los estados más ricos del mundo. Controla casi el 38% de la producción mundial de arroz y exporta tanto petróleo como gas natural. Además es una importante potencia diplomática de segundo grado que mantiene unas cordiales relaciones con el gobierno de Eiapisa. Es un estado no-alineado en lo que se refiere al enfrentamiento "débil" entre el Pacto de Fontbleau y la Alidaim, algo permitido por ambas organizaciones.

República de Ikerne

Si la República de David está considerado el "estado líder" de la Federación, en ningún caso podría sustentar la economía federal sin la ayuda de la República de Ikerne. Según el Banco Federal, una hipotética salida de la IKR de la Federación traería consecuencias catastróficas para los estados más poderosos de la misma, especialmente para la RDV y el RYE. La economía irikense se derrumbaría, arrastrando a las economías de países y estados de todo el mundo a una nueva recesión.

Afortunadamente, no parece que esta situación vaya a tener lugar. Durante los años 10 y 11, si bien la IKR se mantuvo al margen de los conflictos internacionales, su gobierno siempre se posicionó a favor de la Federación y de la Alidaim, ofreciendo su imagen como estado colíder de ambas entidades.

Imperio de Sergio

La competencia económica y energética del Imperio de Sergio con el Reino de Yeray ha podido mermar su crecimiento, pero la firma del TRAMAS por parte del ISE y su firme compromiso con los objetivos federales para la VIII Era Internacional ayudó tremendamente al desarrollo del estado. El Imperio de Sergio mantuvo esa línea durante los años 10 y 11, pese a varios conflictos y problemas internos. Fue un estado esencial durante la Operation One Month, lo que le convirtió en un estado en auge económico.

Ducado de Hugo

El Ducado de Hugo es un estado con unas relaciones internacionales mejorables, aunque las que mantiene con el Gobierno Federal son muy cordiales y no existe ningún problema entre el gobierno central y el Gobierno Hugués. El gobierno de Eiapisa agradeció enormemente la colaboración del Gobierno Hugués en la VIII Era Internacional, aunque de un tiempo a esta parte apenas ha participado en un puñado de reuniones de calado. Durante el año 11 se consolidó como uno de los líderes del Pacto de Ipswich, algo que no terminó de agradar al Gobierno Federal.

Condado de Noa

El Condado de Noa se mantiene, en parte gracias al apoyo del Principado de Aitana y el Reino de Yeray, como un estado comprometido con la Federación y sus ideales. No existe demasiada oposición al Gobierno Federal en el CNO, si bien la situación carece de un control real debido al escaso margen de maniobra irikense.

Principado de Yenay

Pocos estados mantienen una relación tan cordial con el Gobierno Federal como el Principado de Yenay. Siendo el estado del mundo con la mayor reserva de petróleo -lo que le trajo problemas en el pasado-, la comunicación con Eiapisa es envidiable y durante los años 8 y 9 fue el mayor accionista de la deuda externa irikense. Pese a que su papel durante los años 10 y 11 se redujo, durante la Operation One Month volvió a demostrar su gran compromiso con la Federación.

Imperio de Amanda

El Imperio de Amanda posee una relación muy cordial con el Gobierno Federal, sobre todo tras la inmediata reacción de este tras los atentados del 31-F y el apoyo mostrado durante las VIII Era Internacional. La mala suerte evitó que no fuera el mismo durante la IX Era, debido a los atentados en la RDV. El IAM, al igual que el PYE, representa la nueva generación de estados modernos cuyas relaciones internacionales solo pueden crecer, por lo que su importancia y su peso internacional también lo hará.

Principado de Olaya

El caso del Principado de Olaya es uno de los más curiosos. La República de David le concedió durante el año 8 la capitalidad norte de la Federación a Olaya, en plena Operación OA. Sin embargo, durante el año 9, la crisis yerayana propició que el estado se alejase de los ideales federales, amenazando el Gobierno Federal con retirar dicha capitalidad a la ciudad olayana. Sin embargo, los atentados del 26 de veranés y especialmente la VII Reunión de Enolayano cambiaron la tendencia de las relaciones bilaterales entre el POL y la RDV. Durante los años 10 y 11 el estado fue regresando paulatinamente al bando pro-federal, bajo el gobierno del federalista Mike Brown.

Principado de Adrián

El PAD había sido históricamente uno de los estados menos conocidos en el panorama internacional. Sus escasas acciones hasta el año 9 lo convertían en un estado prácticamente irrelevante, aunque las guerras que propició durante el año 10 -la Guerra de Isla David y la Guerra de las Banquetas- hicieron que saltase a la fama, aunque de una manera quizá no del todo beneficiosa para el estado. Durante el año 11 solo participó en la Segunda Guerra de Svvola contra el Reino de Noelia, e impulsó la creación del Pacto de Ipswich para plantar cara al de Fontbleau.

Principado de Cintia

Siendo un estado que al poco de surgir ya mantenía unas buenas relaciones con el Gobierno Federal, su gran independencia económica y su acercamiento inicial a los países de Altrán y posterior al de Ipswich han contribuido a un decaimiento de dichas relaciones diplomáticas. El PCI es en la actualidad el líder político del Pacto de Ipswich y colabora activamente con la organización, algo que no termina de agradar al gobierno de Lander Fernández.

Principado de Noa

Fue el principal terreno de batalla diplomático en la VII Era Internacional, y finalmente en la VIII EI la Federación logró triunfar en un territorio inestable como el PNO. Gracias a estados como la RDV, el RYE o el PAI, el PNO mantiene unas relaciones cordiales con el gobierno de Eiapisa y se ha integrado sin problemas en la estructura interior de la Federación. Durante los años 10 y 11 ha demostrado pretender seguir siendo un Estado Federal comprometido, y la Alidaim lo nombró Estado Presidente el 1 de eiapisano del año 11.

Principado de Pablo

Sin duda uno de las potencias de segundo grado más recientes del mundo, el Principado de Pablo ha demostrado ser un territorio verdaderamente comprometido con el Gobierno Federal. Se adhirió al Pacto de Ipswich como estado de segunda línea, aunque sigue mostrando un gran compromiso con la Federación.

Miembros de la Cúpula Mayor de la Alidaim

República de Enol

La República de Enol continúa siendo uno de los mayores aliados de la Federación de los Estados Unidos, por lo que su relación con el Gobierno Federal es muy buena. Ambos países solo se recriminan acciones que no encajan con los ideales del otro -dados sus diferentes sistemas políticos-, pero siempre en un tono cordial y amistoso. La influencia de la Federación en la escena internacional se vería severamente afectada sin el apoyo de un país tan poderoso como la REN, y viceversa. Los dos países mantuvieron un breve dilema diplomático causado por el ingreso del Principado de Olaya en la Federación, pero se solucionó al principio de la VIII Era Internacional. Al igual que otros estados, la REN no participó demasiado en esta era, optando desde entonces por un aislamiento político que se prolonga hasta nuestros días. No participa en reuniones de la Alidaim desde el año 7.

Imperio de Lucía

Las relaciones diplomáticas de la Federación con el Imperio de Lucía han venido siendo cordiales desde el surgimiento del ILU como tal, si bien este ha ido alcanzando el estatus de potencia militar, económica y diplomática que tiene en la actualidad. Su acercamiento a la ONLC no agradó al gobierno de Eiapisa, así como su aislamiento -al estilo del enolés-, que pudo llevar al país a una gran crisis económica. Sabedor de ello, el ILU solventó sus problemas durante el año 11 y actualmente encara el 12 en un gran estado de forma diplomática.

Principado de Sara (invitado)

Al igual que el Principado de Izaro, mantiene unas relaciones cordiales con el Gobierno Federal, también lideradas por la República de Ikerne.

Reino de Johnny (invitado)

El RJO es el único estado miembro de la ONLC que mantiene unas relaciones diplomáticas cordiales con el Gobierno Federal. El debilitamiento de la economía jonyana tiene más que ver con un ligero aislacionismo que con su membresía a cualquier organización internacional.

Imperio de Emma (invitado)

El IEM logró consolidar su regreso a la Alidaim, aumentando su prestigio internacional y la fortaleza de su economía. Históricamente, las relaciones bilaterales del IEM y la Federación han sido complicadas, pero a la vez cordiales y buscando el acuerdo y los puntos en común de las líneas de actuación internacionales de ambos países. Es posible que la actividad internacional del Imperio de Emma haya menguado, pero en la actualidad es considerado un aliado para el Gobierno Federal.

Miembros de la Alidaim

Principado de Izaro

Las relaciones bilaterales de los gobiernos federal e izarino son cordiales, siendo la República de Ikerne la encargada de la diplomacia en Ilisia.

Principado de Tanya

Su Guerra Civil mermó en gran parte sus relaciones diplomáticas con la mayoría de estados del mundo. El final de esta, firmado el 3 de finalidor del año 9, contribuyó a consolidar la tranquilidad y estabilidad en el estado, aunque durante el año 10 se mostró prácticamente ausente para la Alidaim. A finales del año 11, la República de David reabrió su embajada en el país, algo histórico y que fue ampliamente celebrado por la Federación.

Reino de Inma

Siendo otro estado aislacionista y nacionalista, el RIM mantiene unas relaciones lo suficientemente cordiales con el Gobierno Federal como para mantener a flote su economía.

Reino de Pablo

El RPA es un estado nacionalista que prima el aislamiento internacional para consolidar su fortaleza interior. Por ello solo mantiene relaciones diplomáticas con el Principado de Natalia y la Federación de los Estados Unidos. Sus relaciones con Eiapisa son cordiales.

Principado de Natalia

Otro caso de estado aislacionista, el PNA solo posee relaciones diplomáticas con la República de David y el Reino de Pablo. Al ser un miembro de la CPD y de la Alidaim el resto de estados federales lo considera un aliado y no tiene problemas diplomáticos con ninguno de ellos.

Reino de Sergio

El RSE es uno de los mayores aliados de la Federación de los Estados Unidos, en gran parte gracias a su indiscutible apoyo tras los atentados del 17-T. El aislacionismo ha perjudicado al país, que tampoco actuó durante la VIII Era Internacional. Se mantuvo aislado durante los años 9 y 10, aunque asistió a la VIII Reunión de Enolayano durante el año 11 y prometió aumentar su presencia internacional durante el año 12.

Principado de Quique

Pese a su ausencia en el panorama internacional, el PQI mantiene una buena relación diplomática con la Federación, en gran parte gracias a la ayuda y la comunicación con el Reino de Yeray. Tras el ataque sergiano, las relaciones entre los dos estados experimentaron un enfriamiento, aunque la Federación logró reconducir el conflicto.

Imperio de Carla

El Imperio de Carla nunca ha estado considerado por el Gobierno Federal como un enemigo, si bien tampoco ha mostrado nunca el interés de ser un aliado y un miembro comprometido con la Alidaim. Las relaciones entre la Federación y el ICA están lideradas por el Reino de Yeray.

República de Lucas

La República de Lucas es uno de los pocos países que mantiene relaciones diplomáticas muy dispares con los Estados Federales. Mientras que las que tiene con la República de David y la República de Ikerne son cordiales, se consideran aceptables las que posee con el PAA, el PAU y el PPA y dudosas las que tiene con el IAM y el PYE. Los demás Estados Federales presentan mayoritariamente una indiferencia hacia la RLU, o incluso una cierta hostilidad, como el Reino de Yeray o el Principado de Iris.

Reino de Enol

No parece existir ningún conflicto de intereses entre el REE y el Gobierno Federal. El estado no participó en absoluto durante la VIII Era Internacional, así como tampoco lo hizo durante las IX y X eras. La XI trajo la II Reunión de la Alidaim, donde sí que participó ligeramente el estado. Sin embargo, pese a que mantiene comunicaciones periódicas con la alianza, no parece que vaya a asistir a sus reuniones durante el año 12.

Principado de Martín

Nadie duda de la alianza entre el Principado de Martín y el gobierno central de la Federación. El PMA debe más del 90% de sus estructuras a las inversiones federales, y actualmente está considerado como uno de los puertos más importantes del mundo, ya que pese a que las Islas Suragios controlan el flujo de mercancías que entran y salen del Golfo de Agios, el PMA controla a su vez las mercancías que acceden a las islas por el sur.

Principado de Helena

El Principado de Helena es un insólito ejemplo de un estado con unas relaciones internacionales completamente bilaterales: depende exclusivamente de la República de David, que es quien maneja las relaciones bilaterales del PHE con el Gobierno Federal.

[Seguir]

Países observadores de la Alidaim

Reino de Sara

Con unas relaciones internacionales cada vez más sesgadas hacia la ONLC, el Reino de Sara ha tomado la determinación de eliminar la práctica totalidad de sus relaciones bilaterales con el Gobierno Federal. En la actualidad solo mantiene conversaciones recurrentes con el Principado de Nicole.

Principado de Lydia

Si no fuera porque a la Federación pertenecen tanto Reino de Yeray como Principado de Aitana, el Principado de Lydia no tendría ningún tipo de relación diplomática con el Gobierno Federal. El nacionalista Gobierno Lydiano tomó la decisión de romper las comunicaciones a mediados de la VII Era Internacional, y no parece que estas vayan a restablecerse de manera inmediata, pese a las buenas relaciones que ambos países mantuvieron no hace tanto tiempo.

Reino de Jessica

Ningún Estado Federal posee unas cordiales relaciones diplomáticas con el Reino de Jessica, un estado nacionalista que solo tiene buenas comunicaciones con los estados de la ONLC.

Reino de Jesús

Estado ambiguo, que no termina de decidir si quiere ser aliado o enemigo de la Federación. Las veces que ha actuado como aliado lo ha hecho de un modo muy similar al utilizado por el Imperio de Manuel en la IV Era Internacional, y la historia ha demostrado que esa no es la mejor manera de hacer aliados. Ni pretendió ni quiso actuar de aliado durante la última etapa internacional.

Países no miembros de la Alidaim

Reino de Dani

Como estado reciente, apenas tiene relaciones diplomáticas con el Reino de Bryan. No está considerado por ningún estado como una democracia, por lo que no logró durante VIII Era Internacional mejorar demasiado sus relaciones internacionales.

Reino de Bryan

El Reino de Bryan, al contrario que el Reino de Dani, sí mantiene unas cordiales relaciones con el Gobierno Federal. En parte es gracias a su relativa apertura internacional, que benefició considerablemente al país en la VIII Era Internacional.

Reino de Iván

Tras la VIII Era Internacional, el Gobierno Federal ha comprendido que el Reino de Iván puede ser un excelente aliado si se cuenta con su respaldo diplomático. Pese a su pequeño tamaño, el estado es respetado a nivel internacional y sí pretende ser un aliado de la Federación.

Reino de Marina

Solo mantiene relaciones diplomáticas con un puñado de estados, entre los que se encuentran la República de David y el Principado de Paulita. Gracias a ello su economía está saneada y aún ostenta cierto peso internacional. No intervino diplomáticamente en todo el verano del año 8.

Reino de Carlos

Las relaciones exteriores de la monarquía carlense son muy amplias, pero distan de ser amigables las que posee con gran parte de los estados de la Federación. El Principado de Paulita y la República de David, junto al Reino de Yeray y el Imperio de Sergio, lideran el ala federal favorable al RCA. De todos modos, estuvo completamente ausente en la pasada VIII Era Internacional.

Principado de Ángel

Uno de los nuevos estados que ingresaron en el panorama internacional tras el verano del año 8. El conservador Gobierno Angelino no mantiene unas relaciones bilaterales muy abiertas con el Gobierno Federal, pese a que el Príncipe Ángel sí es favorable a ello.

Imperio de Alberto

Uno de los estados más recientes del mundo, apenas pudo participar en la VIII Era Internacional. Sin embargo, cuando lo hizo ya no fue cercano a la ONLC, sino que demostró pretender seguir siendo aliado de la Alidaim y por tanto del Gobierno Federal.

Reino de Cristina

El Reino de Cristina es un estado que no muestra ningún interés en mantener unas relaciones diplomáticas cordiales con el Gobierno Federal, lo que podría ser en gran parte gracias a su membresía a la ONLC. No actuó prácticamente nada en la VIII Era Internacional, aunque en varias ocasiones la reina lamentó la decisión de su pueblo de no intervenir.

Reino de Izan

Las relaciones diplomáticas bilaterales entre el RIZ y la Federación no son malas, si bien el país catedlandiense ha demostrado en varias ocasiones sus preferencias hacia los países miembros de la ONLC. No ha realizado ningún esfuerzo notable para acceder a la Alidaim y tampoco actuó de ninguna manera durante la VIII Era Internacional.

Imperio de Manuel

Dada su debilidad actual, tanto económica como socialmente, el IMA no está considerado como una amenaza por la Alidaim ni por el Gobierno Federal. No obstante, aún dista mucho de pretender ser un aliado de la Federación. Tampoco estuvo demasiado presente en la VIII Era Internacional.

Reino de Álvaro

Uno de los nuevos estados surgidos durante la VIII Era Internacional, es un aliado cordial.

Principado de Sergio

El Principado de Sergio, un estado nuevo y rico gracias a sus ligeras políticas fiscales, es un aliado secundario, pues no se prevé una intervención suya durante una hipotética IX Era Internacional.

Reino de Hugo

Al igual que el Reino de Álvaro, es un aliado cordial del Gobierno Federal. Ha establecido junto a ese estado y el PSE una alianza de protección mutua muy interesante.

Principado de David

El Principado de David, surgido también durante la VIII Era Internacional, es un estado muy activo en lo diplomático, pero cuyas relaciones internacionales son muy volubles y sensibles a lo que ocurra dentro y fuera del país. El Gobierno Federal espera que aclare su postura en los próximos meses.

Imperio de Pelayo

El más poderoso de los nuevos estados se declara pacifista y es un aliado cordial, que podría llegar a ser un excelente aliado durante el próximo año.

Referencias

  1. Principado de Lydia, Reino de Jessica, Reino de Noelia, República de Nico, Imperio de Izan, Reino de Cristina e Imperio de Manuel.

Véase también

El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.